jueves, 28 de junio de 2007

PARADERO DESCONOCIDO

La noche los invadía con estremecimientos mentales propios del alcohol.

- Salud compadre ¡por el negocio!

- ¡Salud!

- Era una borrachera barata Elliot y Lucho, habían discutido en el trabajo por un asunto de negocios, la verdad que no daba mucha plata; por la amistad había que buscar un trago. No importaba cual.

- Señor ¿el trago más barato?- preguntó Elliot

- Alcohol rectificado hidratado- contestó el empleado

- ¿Cuanto?

- Cinco ferros ¿quiere?- Elliot miró a Lucho, éste asintió

- ¡Venga!, un vasito y media cajetilla de fallos.

Fueron vagando por las calles del viejo Surco, cuando llegando a la Capullana encontraron un parque, ¡aquí está bien!¡por la amistad! ¡yo te estimo compadrito!; saldremos bien en el negocio solo falta publicidad, no hermano otro trago no, tu estas cerca ya es tarde,¡por tu hembra!, por ella sí, ¡que venga otro alcohol!.

Elliot vivía cerca, no había problema, Lucho se quedaría a dormir, en la casa lo conocían sus viejos no iban a pitear .

- Puta compadre, todo me da vueltas- dijo Lucho

- Ya nos agarró el aire, yo estoy bien pero tu ni cagando vas a irte hasta tu casa así, aparte que son las dos de la mañana.

- ¿Las dos? Conchasumadre me cagé, mis viejos deben estar palteados

- Has una llamadita y avisa.


¿Aló? ¿papá?, sí, estoy en casa de Elliot, no hay problema, cumpleaños de una amiga vecina de Elliot, si, si, me quedo a dormir aquí, ¿Elliot? sí aqui está ¿aló señor?, buenas noches, se queda aquí, ya le preparamos una "comodoy", mañana temprano va, sí, si llega a clases sobrao, gracias señor, hasta lueguito, ya.

- ¿Ya ves? cuñao tu viejo es buena gente, ahora vamos a mi casa, te paso una frasada y te tiras al sillón.

Metiendo la llave con delicadesa, ingresaron a casa de Elliot, nadie se dió cuenta, ejecutaron lo planeado. Elliot ya acostado observa una sombra.

- ¡Lucho! ¿qué pasa?

- ¡Tu baño compadre! ¡se me viene el huaico!

- Por aquí, pasa

- Gracias

Elliot regresó a dormir, su habitación quedaba al costado del baño, escuchaba como su amigo exhalaba, pujaba, gemía, vomitaba. Bajó la tapa del inodoro. Al parecer se sentó. Que bien ya le pasó, ahorita sale, estoy que me orino, apúrate. El silencio seguía reinando, ya no había gemidos ni nada, tampoco había sonado la puerta ¿la hora? 3:30, ¡que cagón! ¡una hora en el baño!, no podía dormir, se sentía rojo, no aguantaba más, le voy a tocar la puerta. Iba a tocar la puerta, si no salía, abriría la ventana que da al jardin de la calle y no importaba si había alguien abajo ¡que chucha!. Antes de tocar, pensó que quizas se había quedado dormido y no había escuchado cuando Lucho salió, intentó abrir la puerta ¡cierto! se abrió. ¡Claro! ¡el borracho de Lucho no aguantó más y se quedó dormido en el piso del baño! ¡Cómo no se me ocurrió! jajajá.

- Lucho, Lucho - cacheteándolo- despierta cuñao jajajá,..., oye, ¡huevón! despierta ahorita mi vieja quiere achicar y te va a ver como cualquier cosa,..., oye, ¡huevón! ¡viene mi vieja! - Lucho seguía dormido, se escucharon pasos, era su mamá, rápidamente echó cerrojo.

Toc, toc, toc.

- Elliot ¿te sientes mal hijito?

- No mami sólo un poco flojo del estómago, no es de cuidado

- Apúrate que quiero entrar, tu papá también, ya va a amanecer.

- Oye, Lucho, despierta pe' cuñao, me vas a hacer roche, oye ¡huevón! ¡conche tu vida! ¡despierta!

Lucho no tenía ánimos de despertar, estaba congelado en pleno verano, en realidad, él ya no estaba allí. Paradero desconocido.

Elliot empezó a percibir el ambiente mortecino del baño, sudaba frío. Se dió cuenta. Lloró un diferencial de tiempo. No le llegaba ningún recuerdo de su amigo, si bien era su mejor amigo, muchos momentos gratos, pero no en ese instante, se mordía la lengua de preocupación, ¿qué van a decir mis viejos? ¿el viejo de Lucho?, lo iba a matar, le había dicho que todo estaba bien:

- ¿Aló? señor buenos días, le habla Elliot

- hola Elliot ¿qué tal? ¿y mi hijo, ya viene para acá?

- ¡Ah!, si, Lucho, no todavía.

- ¿Qué pasó? ¿está mal?

- No, no señor

- ¿Va a desayunar en tu casa?

- No, no puede

- ¿Entonces sigue durmiendo?


- No señor, sino que...

- ¿Qué?

- Sino, que ..., que ... (¡que chucha!) ¡está muerto! - cerrando los ojos y mordiéndose la lengua.

- ¡No estoy para bromas Elliot!

- No es broma

- ¡No estoy para bromas! ¡no estoy para bromas! ¡no estoy para bromas! ¡cojudo! - rompió en llanto.

Y su madre ¿cómo se pondría?

- Hiiiiiiiijito, snif, ¿por qué te fuiste?, ¿por qué te fuiste?, ¿por qué? ¡porqué! ¡porqué! aaaah.

No, no podrá soportarlo, despierta Luchito, despierta, despierta, no me puedes hacer esto.

- ¿Elliot? ¿ya pues hijo? ¡peor que hembra! ¡sal del baño carajo que son las seis! ¡tengo que ir a trabajar! ¡me van a descontar!

- Ya papá (¡concha! ¿y ahora que hago?)

Le llegó todo. Ya no importaba nada, la muerte de su amigo era lo más importante. ¿Total? podía estar llorando todo el rato, gritarían afuera, romperían la puerta, igual se darían cuenta. No quería salir. Quedó llorando un rato abrazando a su amigo.

- Elliot despierta, préstame tu baño - abrió los ojos. Era Lucho.

- ¡Lucho! ¿eres tú?

- No, soy tu vieja, jajá.

Elliot lloraba de alegría, abrazaba fuerte a su amigo, Lucho sorprendido pensaba en lo fuerte que había resultado su amistad, era el amigo de toda su vida, Elliot seguía abrazando a su amigo, le daba palmadas a ver si era verdad, reía.


Rumbo al baño el padre de Elliot pasaba por el cuarto, viendo la escena, fue corriendo a la cocina donde estaba su esposa.

- ¡Marta!¡Marta!

- ¿Qué pasa cholo?

- Puta madre, creo que tu hijo es homosexual, lo encontré abrazado de Lucho en su cuarto, ¿ya ves? eso de tener hijo único es una vaina ¡cabrones!.

lunes, 25 de junio de 2007

Recuerdo, azar y misterio

Cuando el niño empezó a pulsar con gran maestría la guitarra su padre no cabía en su gozo. Eran aquellos bolerazos de sus épocas solitarias de amor, de sueños y esperanzas. Épocas vacías. Añoranzas cubiertas por la imaginación que siempre necesita una llave para abrirse. Los inmortales boleros eran la clave para abrir esa carta mágica de sus recuerdos.

Pero un niño de ocho años ¿cómo puede captar esa emoción y sintetizarla en música instrumental? El pulseo proseguía, el ceño del niño se juntaba en expresión romántica, como si sintiera lo que tácitamente poético expresaban las tonadas.

- Tócate otra vez reloj hijito.

- ¿reloj?

- ¿qué? ¿No sabes los nombres hijo? No importa te lo tararearé... reloj no marques las horas por que lalalalalá

- ah ya sé.

- Un momento ¿dónde aprendiste a tocar?

- ¿aprender? ¿qué? ¿para tocar guitarra es necesario aprender?

El padre se quedó estupefacto sin respuesta ¿rompería el encanto con una respuesta?

- Tócate reloj por favor hijo.

lunes, 18 de junio de 2007

Mensajes del más allá 2

Triste por la reciente pérdida de su hermana, un amigo renegaba de Dios pidiéndole explicación del por qué se la llevó tan joven. Al verlo recordé la historia que he mencionado en "mensajes del más allá" y le expliqué que por aquella experiencia, los sueños tenían un papel importante en la comunicación con el más allá.

Me contestó lo que él creía de los sueños: son una fabricación de nuestra propia mente producto de experiencias vividas y de deseos reprimidos.

- No sé pero pide antes de dormir comunicarte con tu hermana, aver que te dice a lo mejor te da algún dato inexplicable que te demuestre lo contrario a lo que crees.

- Bueno, será cuestión de probar, al final no pierdo nada.

Llegó el nuevo día y me voy a buscar a mi amigo para preguntarle como le fue.

- No hay duda que todo es producto de la imaginación - me dijo- efectivamente hablé con mi hermana, se la veía muy bien, me dijo que lo que tu dices es verdad y que está muy bien y que no sufra, pero es indudable que todo es mi deseo hecho sueño, por que en ese momento se apareció mi cuñado el viudo, también se lo veía bien la abrazó a mi hermana y me dijo, si lo que dice tu pata es verdad, pero no te preocupes estamos bien.

- ¿por qué dices que es tu imaginación?

- Por que mi cuñado esta vivo ayer nomás se fue a su tierra a empezar su vida de nuevo, si fuera verdad lo que dices no estaría en el sueño ¿no crees?

- Bueno eso sí, ni hablar, es posible que sea tu imaginación. -le contesté resignado.

Pasó un día y me encontré nuevamente con mi amigo que esta vez no me decía palabra pero me sonreía.

- ¿qué pasa por qué tanto silencio?

- Porque - se puso serio y continuó- ayer me llamaron de provincias.

- ¿Y?

- Me dijeron que mi cuñado sufrió un accidente y murió antes de ayer por la mañana.

Me quedé helado.

martes, 12 de junio de 2007

Mensajes del más allá

Eran las 8 de la noche. Sólo en ese momento me preocupaba el examen de inglés del día siguiente. Un gran amigo mío llega a la casa con mucha angustia.

- ¿qué te pasa? -le pregunté

- Me siento triste, extremadamente triste.

- ¿por qué?

- No lo sé, pero siento como un calor en el corazón.

- Es raro que te sientas así, si eres el único en la universidad que tiene trabajo, para colmo tienes buen jale con las chicas, ¿por qué estar triste?

Por más que empezé a hablarle de la cierta envidia que se tenía de él por la suerte con la que lo trataba la vida, no pude quitarle más que por pocos minutos la tristeza, por último le recordé que teníamos examen de inglés al otro día a las 9 de la mañana.

Llegó el examen de inglés y mi amigo no llegó a tiempo. Pensé que por estar conversando hasta tarde en mi casa se había quedado dormido. Justo al final del examen se aparece frente a la "teacher" llorando. Ante la sorpresa y curiosidad mandé al diablo las dos últimas preguntas y me acerqué.

- A muerto mi hermano. - Me quedé petrificado - justo a la misma hora que ayer te fui a ver a tu casa. Por eso seguro estaba triste.

- La puta madre- dije ante la mirada atónita de la teacher. Su hermano había sido amigo mío también, era un muchachón de 25 años también con mucho atractivo por el sexo opuesto.- ¿cómo fue?

- Como sabes él es, o mejor dicho era muy aficionado a las motos- recordé que llegaba a la universidad con una gran moto y su casaca negra tipo Fonsie de "Happy Days".- se sacó la mierda con su moto.

Recordé que se había cansado de la universidad y se había ido a probar suerte a un país del medio de Sudamérica, justamente poniendo un taller de mecánica.

Mi amigo no fue el mismo desde ese momento. Andaba decaído. Era chocante verlo pues siempre había estado lleno de vida y sonriente, quizá esa haya sido la actitud por la que la vida le sonreía. Ahora todo era distinto.

Lo recomendable ante las grandes penas es caminar, llorar, conversar y esperar a que el tiempo haga su trabajo. Por lo que a mí respecta contribuí a lo de caminar y conversar. Leí sobre el duelo y los 6 meses de pena. Caramba, eran 6 largos meses que mi amigo estaría así, claro que gradualmente seguro iría mejorando hasta ser el mismo.

Al cabo de una semana. Sorpresivamente llegó normal, es decir, contento.

- Acabo de hablar con mi hermano- me dijo.

- ¿Con cual?- el hombre tenía como 4 hermanos más.

- Con el que falleció.

- ¿Qué? ¿te has ido con un espiritista?

- No, nada de eso, simplemente se me a presentado en sueños, dice que es una de las formas más fáciles que tienen de comunicarse con los que estamos por acá.- Me quedé admirado.

- Pero ¿cómo sabes que no es tu imaginación?

- Me contó detalles del accidente, detalles que según él nadie sabe, salvo.....

- ¿Salvo?

- Salvo su enamorada de aquí que también se le comunicó en sueños, me dijo llámala y pregúntale que ha soñado, compara lo que te digo y no seas cojudo ya no sufras más, ya no llores, estoy muy bien, y de verdad se lo veía lleno de salud.

- Bien, yo pongo la luca para pagar la llamada, hay que llamarla, vamos.

- Hace rato, temprano la llamé y se quedó admirada del sueño, me contó lo mismo, es increíble pero cierto.

Mi amigo en las vacaciones viajó al país del accidente y trajo la historia completa, incluso recortes periodísticos del accidente.

Todo coincidía a la perfección.

sábado, 9 de junio de 2007

El pisapapeles que desafió a la historia

Era el cumpleaños del Dr. en medicina Javier Cabrera Darquea, y un amigo le regala un pisapapeles extraño y a la vez natural: una gran piedra labrada. Lo recibió con amabilidad pero no lo auscultó en sus detalles. Después de unos días sentado frente a su escritorio recién se percató. Era una piedra labrada efectivamente pero con un motivo curioso: un dinosaurio montado por un hombre. La tocó y sintió una energía especial, se preguntó con su curiosidad intelectual ¿cómo podría haber sido hecha? Intrigado fue donde su amigo quien lo derivó donde un viejo mestizo que vivía en Ocucaje de apellido Uchulla que era quien se la había vendido. El hombre al ver el interés del doctor le mostró un yacimiento de donde provenían las piedras de manera que él simplemente las sacaba de allí escarbando. Los motivos que tenían las misteriosas piedras eran de los más variados incluyendo operaciones al cerebro, transplantes al corazón (había un documental donde Christian Barnard comentaba sobre esta piedra, pero el principio del transplante es distinto al que utilizó Barnard, pues no se basaba en la disminución de las defensas del cuerpo para evitar el rechazo como es también la tecnología actual, sino en el uso de sangre de una mujer embarazada, pues ésta contiene una sustancia que evita el rechazo), presencia de artefactos voladores, el uso de la energía eléctrica, incluso la disposición de los astros en el universo. Esto último hizo que el doctor quisiera saber la antiguedad de estas piedras, mandó una muestra a una universidad alemana y la sorpresa fue mayor: más de un millón de años. Esta historia la leí en el libro "Existió otra humanidad" del escritor español Juan José Benitez y la corroboré yendo a Ica a buscar al extraño doctor que con sus piedras desafía a la historia. Tuve la suerte de cultivar su amistad y escuchar en directo sus explicaciones y teorías, incluso el doctor tuvo la gentileza de obsequiarle un ejemplar a mi señora. Una persona realmente fascinante como fascinantes sus hallazgos que nos demuestra que gran parte de la historia que estudiamos es completamente falsa. A pesar de ya haber fallecido, todavía se puede preguntar por su casa ubicada en la plaza de Armas de Ica y por el pago de 10 soles visitar el museo donde se encuentran más de 15000 piedras, algunas interpretadas por el doctor y otras en busca de explicación. La última vez que fui me atendió su secretaria quien se dedica a cuidar la colección y por ello lo del pago, que cuando el doctor vivía no se daba, pues al Dr. Cabrera lo único que le interesaba era la verdad, el descifrar y aprender del mensaje que nos ha dejado una civilización que estuvo más de un millón de años antes de nosotros y que por alguna misteriosa razón desapareció, pese a sus adelantos incluso mayores de los que se jacta la civilización actual, pero que han dejado un legado que va más allá de la escritura, en la simbología de piedras las cuales les invito visitar, tocar y sentir la magia de una conexión con tiempos que se pierden más allá de la historia.

Si ustedes quisieran dejar un mensaje para humanidades futuras ¿lo escribirían o usarían la sabia simbología usando una tecnología que la registre en el tiempo?¿Qué nos habrán querido enseñar?

Un interesante video sobre las piedras y los misterios que nos encierra la enigmática Ica y el Perú en general lo encuentran en: (se recomienda primero bajarlo en disco duro para verlo sin cortes)

http://video.google.es/videoplay?docid=-3130684663649066681&q=nazca+jjbenitez

¿Qué opinan?

martes, 5 de junio de 2007

Por el amor de una mujer: El Final

Ahora el final de la historia real. Al no poder vacunar a la bebé por la ausencia de documentos, el nuevo padre, decidió esperar cuatro semanas antes de pedir a un médico el acta de nacimiento, dando tiempo al arrepentimiento de la madre biológica y devolverla con el dolor de su corazón. Al ser inscrita legalmente iba a contar con el seguro de salud en caso de alguna enfermedad y a algunas bonificaciones en su trabajo que le iban a servir para los tantos gastos nuevos que había traido la presencia de la nueva integrante familiar.

Pasadas las cuatro semanas decidió ir a un médico particular, sacar el acta de nacimiento e inscribirla como su cuarta hija con todos los derechos y deberes que pueda tener una hija legal.

Ya la familia se había acostumbrado a la bebé, la nueva madre no veía la hora de tener su día libre para ir a verla e incluso estaba pensando dejar de trabajar para darle las atenciones que se merece una hija.

Llegaron a decidir que ella ya no trabajaría más. Se dedicaría a tiempo completo a la bebé y en sus ratos libres vendería libremente algunos productos de los tantos que existen en el mercadeo en red.

Todo marchaba bien y los temores se diluían: ya todo era legal, la niña estaba creciendo bien, su pediatra los había felicitado pues de acuerdo a las tablas de crecimiento marchaba bien, pese a que se sentían un poco mal cuando éste insistía -sin saber la historia- en la importancia de la leche materna. Todo bien. Hasta que la madre biológica llamó.

- Sólo quiero verla nada más, quiero saber si está bien.

- ¿Pero la quieres llevar? ¿por qué te has demorado tanto? Ya tiene partida y todo, es legalmente nuestra hija.

- No la quiero llevar solo quiero verla. Yo soy su madre.

Quedaron en encontrarse en un parque de un barrio de Lima, allí se la mostraron pero no dejaron que la cargue por temor a que se la lleven.

- Señora no se preocupe por su hija con nosotros va estar mejor, va a tener educación, va a ser universitaria...- La madre biológica rompió en llanto.

- Déjame cargarla solo quiero abrazarla un ratito.

- No. Se va encariñar y va querer llevarla ¿por qué la abandonó pues?

Ante los llantos dejaron que la cargue.

- No me la voy a llevar solo quería verla y abrazarla.

- Bien señora, no se preocupe, no le va a faltar nada, ¿sus hijos estudian?

- No no pueden, trabajan todo el día en el campo.

- ¿Ya ve? Con nosotros está mejor.

- Si, quédatela, pero dame algo de plata, necesito plata...

- Ah eso era lo que quería, no puedo darle plata, tenemos gastos con la bebe y todavía quiere que le paguemos, perdóneme señora pero no podemos darle nada.

Cabizbaja, miró a su bebe, movió la cabeza a manera de despedida y se alejó.

El final de la historia salió tanto en los periódicos limeños, en una televisión local incluso en la CNN en español. ¿Qué opinan del final?

La noticia salió publicada en el diario "OJO" de Lima, lo trascribo a continuación, omitiendo los nombres de los protagonistas para no añadir más leña al fuego

Falsa enfermera roba bebe en posta médica

Una pareja de esposos fue capturada ayer por la Policía, acusada de estar involucrada en el tráfico de menores, luego que encontraran en su poder a una niña de apenas dos meses de nacida que había sido arrebatada con engaños de los brazos de su madre, al interior de la posta médica de C. (sierra de Lima) el pasado mes de febrero.

M. P. C. H. (49), trabajadora de limpieza que se hizo pasar como enfermera, captó a L. Q. de Q., quien ingresó a dicho centro tras haber dado a luz al interior del ómnibus que la llevaba hasta su pueblo natal P., departamento de Junín. La intención de la mujer era quedarse con la niña y traerla a Lima como si fuera su hija.

Cuando la madre fue dada de alta, C. H. la obligó a entregarle la bebé y viajar sola a su pueblo. "Yo le pedí a mi hija, pero me dijo que con ella estaría mejor. Me llevó a jalones hasta la carretera y me subió a un ómnibus, recalcándome que si mi esposo preguntaba por la bebé le tenía que decir que se había muerto", señaló la joven madre entre lágrimas.

Cuando L. Q. regresó a la posta médica, encontró a la falsa enfermera, quien la citó en un parque de S. A., hasta donde llegó M. C. S. (46), esposo de M. P. C., quien le indicó que no podía reclamar nada porque la niña figuraba en los registros como hija de ellos e incluso tenía partida de nacimiento con el nombre de L.X.C.C.

Ayudada por unos familiares en E. A., la desesperada madre denunció el caso en la comisaría del sector, cuyos efectivos ubicaron a la pareja en su vivienda del jirón S J , tercera zona de C. en C., siendo capturados para ser investigados.

domingo, 3 de junio de 2007

Por el amor de una mujer 2

Continuamos con nuestra historia real. La recepcionista le cuenta a su esposo por teléfono que le están regalando una bebé. Él siempre tuvo el sueño de tener una hija mujer porque siempre se habla que los hombres son ingratos con los padres. Ellos tenían tres varones.

- Pero después la mamá se va a arrepentir y va querer que la devuelvan, mejor no.- le dice el esposo preocupado.

- No seas malo es bien bonita la bebé.

- Mejor no, después nos encariñamos y nos la quitan, mejor no hacernos ilusiones.- La recepcionista rompió en llanto ante la negativa.

- Es que la mamá no tiene plata para tenerla y su marido dice que le va a pegar si llega con un hijo más, por favor...- se le cortaba la voz a la recepcionista. El esposo tragó saliva y suspiró.

- Ya bueno, pero mañana mismo la traes a Lima, allá en la sierra hace mucho frío, la bebe se puede enfermar.

Al otro día pidió permiso en la posta y se fue a Lima con la bebé.

La llegada de la bebé fue todo un acontecimiento, ya el esposo le había comprado su ajuar, su tina para bañarla, una olla para calentarle agua, abundante leche en polvo, les había hablado a sus hijos sobre el cariño que había que darle, un pariente cercano le prestó la cuna, sus hermanas trajeron sábanas y frazadas, y no bien llegó las visitas se intensificaron por el afán de ver al nuevo miembro de la familia.

- Justo es cachetona como tú.- le dijo la nueva tía al orgulloso nuevo papá.

- Sí es mi vivo retrato jajaja- comentaba el orgulloso esposo, ya contagiado de ilusión.

- ¿ya la vacunaron?

- ¿vacunaron?

- Sí a todos los bebés tienen que vacunarlos....

No se acordaba de eso, mañana mismo iría a la posta a que la vacunen.

Temprano al otro día la recepcionista se fue de regreso a la sierra a continuar con su trabajo, la bebé quedaría en Lima cuidada por sus nuevos hermanos, su nuevo papá, su nueva tía, hermana mayor del nuevo papá y experta en el cuidado de bebés (aunque tuvieron que aclararle que ahora ya no se estila "envolver" a los bebés, lo más recomendable es que muevan sus extremidades libremente). Ya en la posta lo primero que le dijeron:

- ¿Su partida de nacimiento?

- ¿Partida de nacimiento? - sorprendido el nuevo papá, su rostro tomó una coloración rojiza.

- Bueno si no ha sacado su partida, deme el acta de nacimiento, solo es para registrar los datos en la tarjeta del ministerio.

- ¿Acta de nacimiento? me he olvidado. - improvisó el nuevo papá.

- No importa- el alma le regresó al cuerpo al papá- mañana o más tarde regrese con los papeles y la vacunamos sin problema.

¿Sin problema? Al comentar con un amigo le aconsejó que se vaya donde un abogado o a la comisaría, cuente toda la historia y lo haga todo por lo legal.

- Pero si lo hago por lo legal me la quitan y ya nos hemos encariñado.

- ¿Por qué te la van a quitar?

- Por qué van a revisar cuantos hijos tengo, cuánto gano y me la quitan....

- Bueno entonces anda a un médico particular y dile que cuanto te cobra por darte el acta como si hubiera nacido en tu casa.

Usted amable lector ¿qué haría? ¿pierde a la bebé por hacerlo todo legal? ¿Consigue el acta saliéndose un poco de la ley? ¿existe alguna otra solución? Por favor comenten, estemos seguros que el personaje real está leyendo este blog y sus comentarios. En próximo blog estaré contándoles lo que debe ser el final de esta historia y algo más.